¿Qué es la adicción al trabajo?

adiccion-al-trabajo

La adicción al trabajo hace referencia a un trastorno adictivo debido al cual una persona vive obsesionada pensando en el trabajo y trabajando durante la mayor parte del tiempo de su vida, afectando a su salud, bienestar y relaciones con los demás. En España, los expertos indican que algo más de un 8% de los trabajadores responden a este perfil, y definen como adictos al trabajo a aquellas personas que pasan 12 o más horas del día dedicadas exclusivamente al ámbito laboral.

Habría que establecer claramente las diferencias entre aquellas personas que simplemente son serias, responsables y comprometidas con su trabajo estrictamente en su horario de jornada laboral, del tipo de personas a las que hacemos referencia cuando decimos que son adictas al trabajo, que son aquellas que tienen una necesidad constante, excesiva e incontrolable de estar trabajando sin importarles si están o no en su horario laboral, si es fin de semana o son las tantas de la madrugada.

Se trata de una “adicción sin sustancia” o “comportamental”, cuyo nexo en común con las adicciones a las drogas es que la persona no es capaz de frenar su deseo pese a las consecuencias negativas que sufre, y usa el objeto de su adicción, que en este caso es el trabajo, para evadir problemas personales o tapar un vacío y/o ciertos sentimientos que no quiere afrontar. Por ello, cuando hablamos de adicción, hablamos de una enfermedad física, mental…y también emocional y espiritual.

Al igual que todas las adicciones, es una enfermedad que afecta gravemente a la salud de quien la padece, y puede tener consecuencias tanto a nivel mental (ansiedad, estrés, depresión), como físico (la OMS asevera que trabajar 55 horas semanales o más aumenta el riesgo de accidente cerebrovascular un 35%, y un 17% el riesgo de fallecer por problemas de corazón).

Asimismo, el exceso de estrés sostenido en el tiempo puede dar lugar al síndrome de burnout, que significa “trabajador quemado” y se caracteriza por un estado de agotamiento físico y mental que afecta a la persona ya no únicamente en el terreno laboral, sino en el resto de áreas de su vida.

Características del adicto al trabajo

* Dedican mucho tiempo a pensar de forma auto obsesiva todas las cuestiones relativas a su empleo.

* Pobres relaciones familiares y de amistad ya que la mayor parte de su tiempo lo emplean en trabajar, y si las tienen, se ven muy dañadas debido al excesivo tiempo que emplean en el trabajo.

* Incapacidad de gestionar el tiempo libre o de ocio, se aburren rápidamente y poseen pocas o nulas actividades alternativas a las que dedicarse si no están trabajando.

* El mayor problema del adicto al trabajo es que nunca termina de sentirse realizado, ya que considera que siempre puede hacer más y mejor, por lo que sus estándares y nivel de autoexigencia son muy altos y estar a la altura de ellos es lo que le provoca un gran índice de estrés.

* Necesidad de tener el control de la situación, y de todas las tareas referentes a su área de trabajo. Tener la percepción de que algo escapa a su control les provoca una intensa inseguridad y malestar.

* Frustración cuando no se cumplen sus expectativas de rendimiento.

* Su propia valoración de sí mismo y su estado de ánimo depende en gran medida o casi por completo de sus éxitos o fracasos en el trabajo.

* Negación: no reconocen tener un problema de adicción al trabajo, son los familiares o personas más allegadas quienes lo detectan.

    Te ayudamos

    [_post_title]

    Artículos relacionados

    Nuevas tecnologías

    Adicción a las nuevas tecnologías y redes sociales: un nuevo paradigma

    Las adicciones a las nuevas tecnologías (móvil, videojuegos, internet, redes sociales)  entran en el espectro de las adicciones comportamentales o sin sustancia, donde no hay una droga que motive el problema, pero que funcionan de la misma manera que las adicciones a las drogas en el cerebro y el sistema de recompensa por el desbalance

    Trabajo

    Los peligros para la salud de la adicción al trabajo

    La adicción al trabajo es una de las adicciones sin sustancia que más desapercibidas pasan cuando uno pretende informarse acerca de estas conductas que no requieren una droga para ser un verdadero problema de adicción, de igual forma que lo puede ser el sexo, las compras, los videojuegos, el porno o las nuevas tecnologías. Está